Por qué no deberías usar Bombas agrandadoras de pene

Por qué no deberías usar Bombas agrandadoras de pene

Existe mucha presión entorno al tamaño que debería tener el pene. Muchos se acomplejan creyendo que tienen un miembro pequeño cuando en realidad su proporción es completamente saludable. 

 

El tamaño del pene erecto debe ser de 13 cm. o superior para ser considerado normal, el tamaño en estado flácido no infiere en el resultado obtenido al medir durante una erección. Mientras que la afección llamada micropene califica para penes de 7 cm. o menos en estado de erección.

 

El comercio no tardó en crear un elemento que satisficiera esta nueva problemática: ¡bombas agrandadoras! Sin embargo estas no están avaladas por la Organización Mundial de la Salud (OMS), ni por científicos o ningún tipo de experto.

 

La bomba de vacío tiene un efecto transitorio que luego de un constante uso puede dañar el tejido del pene y provocar erecciones más flácidas. Esto debido a que su mecanismo sólo trae más sangre hacia el miembro y lo hincha, pero luego de unos minutos la presión sanguínea lo devuelve a su forma original.

 

Si tienes dudas respecto al tamaño de tu pene y tu desempeño sexual, es un tema que debes conversar con tu pareja y evaluar qué tan real es tu problema y cuáles pueden ser las soluciones. Te sorprenderá saber que puedes hacer mucho más que tener un pene más grande.

Regresar al blog